Spanish English German Italian

Fiestas Lustrales del Santísimo Cristo de la Misericordia

Núcleo: El Casco
Descripción:

Es una festividad cuya celebración tuvo siempre una distinción especial, un desarrollo que nada se parece a la de San Roque. La del Santo, multicolor y bullanguera; la del Cristo, comedida y con un selecto programa de actos que la han venido situando en el polo opuesto de la anterior. Cierto que en las décadas más recientes, por un afán de unificación, la fiesta del Cristo se ha visto desplazada de fecha y con un programa común con la de San Roque. Las fiestas se celebraron ininterrumpidamente hasta el año 1.948. Luego se recuperan el año 1.954 en el mes de octubre, con dos actos fuertes: las carrozas y los Fuegos del Risco. Se vuelven a interrumpir y se celebran de nuevo en el año 1.970, con carácter lustral, celebrándose los años terminados en 0 y 5, hasta la actualidad, pero pasando su celebración al mes de Julio, pues siempre llovía en Octubre, y los dos actos fuertes las carrozas y los Fuegos del Risco, quedaban deslucidos por las inclemencias del tiempo.

De las carrozas se han llegado a escribir que son las más hermosas de España. La afirmación, aunque pueda no ser compartida, pone de manifiesto la idea que se tiene de su belleza singular. Para la cabalgata garachiquense se trabaja desde muchos meses atrás porque nadie quiere improvisaciones, sino mantener la altura artística que ya desde tiempos muy lejanos defendieron con ahínco los primeros carroceros de Garachico.

Por lo que respecta a los Fuegos del Risco, no son mejores ni peores que los ofrecidos en otros lugares; lo que en Garachico impresiona y sobrecoge es el escenario. Se queman los fuegos en la bahía circundada por altas montañas que ofrecen un eco estremecedor. En tal anfiteatro es el fuego quien domina, quien reina, llevando a la mente de todos el recuerdo de la erupción volcánica de 1706, tan triste y despiadada con la Villa, a pesar de lo cual se le revive en un espectáculo impresionante, multicolor y fantasmagórico.

Esta muestra de fuegos de artificio rememora aquella histórica erupción volcánica que arruinó siempre el monopolio económico de la Villa y Puerto. El arte de la pirotécnica se encarga también de producir la extraordinaria exhibición junto al mar, que aquí se le conoce con el nombre de “Fuegos acuáticos”.

Galería

Buscador